16
Jue, Ago

CONDADO

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio prepara la ejecución de expedientes por más de dos millones de euros, que se iniciarán en este ejercicio, para el seguimiento, remediación y restauración de la zona afectada por el incendio forestal originado el pasado mes de junio en el paraje de Las Peñuelas en Moguer y que afectó a una superficie de 8.486 hectáreas del entorno de Doñana.

Según aparece en un informe de la mencionada Consejería sobre las actuaciones en la zona y la previsión para los próximos meses, consultado por Europa Press y adelantado por la Cadena SER, la Consejería de Medio Ambiente prepara dichos expedientes para continuar con las labores de restauración, tras la formulación del plan correspondiente.

Asimismo, señala que, con la cautela propia al tratarse de un proceso natural, se puede afirmar que las precipitaciones hasta febrero fueron "escasas" pero que la evolución de las precipitaciones a lo largo de la primavera será "fundamental" para definir cuál será la respuesta de la vegetación.

De este modo, en cuanto a esta respuesta, indican que la misma ha sido "desigual" ya que se puede calificar de "positiva" en las zonas del Médano del Asperillo, en arroyos atlánticos y, en general, en la zona noroccidental (más húmeda y con suelos más desarrollados) y es "menor" conforme se avanza en un gradiente hacia el sudeste.

Por su parte, remarcan que las tareas de prevención en la erosión eólica en el Médano del Asperillo están dando "buen resultado a día de hoy", a la par que señalan que no se han desarrollado procesos de erosión de consideración en arroyos de la zona.

De otro lado, en el informe también se realiza un repaso de las distintas actuaciones emprendidas y ejecutadas para restaurar la zona. En primer lugar, se mencionan las obras de emergencia, ya finalizadas, a las que la Consejería destinó 370.000 euros y que se centraban en aquellas labores destinadas a preservar la seguridad de las personas.

Igualmente, destacan los trabajos, a los que el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente destinó un millón y que gestionó la Consejería que dirige José Fiscal, para más actuaciones de emergencias al objeto de frenar la erosión eólica en el Médano del Asperillo, restauración ambiental en el Arroyo del Loro; mejora de hábitat en laguna temporales del manto eólico; y entaramado de madrigueras de conejo en hábitat de lince ibérico. Estas acciones comenzaron en octubre y finalizaron en abril.

Otras acciones ya finalizadas, puesto que el periodo de ejecución estaba fijado entre el mes de noviembre y diciembre, y a las que la Consejería dedicó más de 341.950 euros, se centraron en actuaciones de urgencia para frenar la erosión eólica en el Médano del Asperillo y en la protección de árboles vulnerables a la herbivoría.

Publicidad
sierraluz