16
Dom, Jun

PROVINCIA

El sindicato CSIF ha reclamado de cara al próximo curso escolar que "se inicie la reapertura de los comedores escolares públicos" en los centros educativos de la provincia de Huelva.

Así, el sindicado ha explicado en un comunicado que actualmente "hay más de 90 centros que tienen externalizado este servicio a través de una empresa de catering (frente a solo una veintena que conserva la gestión directa), algo que, según CSIF, "ha ido empeorando la calidad de la comida que se sirve al alumnado".

A la línea fría, impuesta por la Administración andaluza, se le une "la falta de variedad en los menús; la carencia de platos servidos que a veces resultan insuficientes para todos los comensales; se rompe la cadena del frío y esto repercute en la conservación de los alimentos, esto entre otras muchas deficiencias", ha criticado CSIF.

Asimismo, el sindicato ha asegurado que ha recibido quejas sobre la elaboración de los menús escolares, ya que "muchos de ellos no están confeccionados siguiendo las pautas de la Sociedad Andaluza de Nutrición Clínica y Dietética (Sancyd), la guía de comedores escolares o el programa Perseo".

Todo ello, además, se une a las reclamaciones que "prácticamente a diario los padres del alumnado trasladan a los comedores o a los centros sobre la calidad de la comida que se sirve y su escasez, en muchos casos".

CSIF ha asegurado que "aunque la Junta haya intentado normalizar esta situación, un servicio de catering nunca será la mejor opción para un comedor escolar". La gestión interna, que se realiza directamente desde el centro, garantiza "un mayor control de los alimentos, una adecuada manipulación y evita que se pueda romper la línea de frío de la comida, algo que ya está ocurriendo y que repercute en el sabor y su estado de conservación", ha manifestado el sindicato.

En este sentido, "ante las distintas denuncias que se vienen realizando sobre la calidad en la alimentación que viene recibiendo el alumnado en los centros docentes públicos", el sindicato ha defendido que "las empresas privadas, mediante concesiones administrativas, tienen un servicio de catering de baja calidad donde la precariedad laboral es patente".

Por ello, CSIF ha exigido "la recuperación de la gestión interna de los comedores, pasando a ser de nuevo un servicio público, donde se garantice una alimentación sana, equilibrada, de máxima calidad, con menús que cumplan los criterios nutricionales oficiales y asegurando el buen estado de la comida".

En la actualidad, el "reducido" número de comedores de colegios públicos que siguen siendo atendidos de forma directa por el personal de la Junta de Andalucía "obtienen una clasificación de sobresaliente, tanto por la calidad de los alimentos y su preparación, como por la dedicación del personal de apoyo de los comedores".

GESTIÓN DE PERSONAL
Precisamente, en cuanto a la gestión de los trabajadores, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios ha pedido que "en aquellos centros con servicio de comedor a través de catering se creen los puestos necesarios para eliminar la externalización".

Además, CSIF ha apuntado a que cada curso escolar se incrementa el número de comensales en los comedores, pero el número de trabajadores sigue siendo el mismo de hace 30 años "y, como dato añadido, la media de edad ronda los cincuenta años".

Por ello, CSIF ha considerado que "es el momento de retornar a la gestión directa de los comedores escolares de la provincia onubense, reforzando las plantillas de aquellas categorías que trabajan en ellos como auxiliares, ayudantes y pinches de cocina".

Por último, ha propuesto crear en la Relación de Puestos de Trabajo de estos centros los puestos de trabajo pertinentes para poder eliminar la externalización y, de esta forma, "mejorar la calidad del servicio y garantizar unas dignas condiciones laborales de sus profesionales" y ha asegurado que "la Junta de Andalucía tiene dotación presupuestaria suficiente para poder realizarlo".