24
Mié, Abr

ANDEVALO

El viceconsejero de Cultura y Patrimonio Histórico, Alejandro Romero, ha destacado hoy la conviviencia entre Huelva y Portugal como “clave para el impulso económico y la creación de empleo” de la zona fronteriza del Guadiana en la inauguración del Festival del Contrabando en Alcoutim (Portugal).

En este sentido, Romero ha señalado la importancia que tuvo el contrabando “para el desarrollo económico, cultural y social a ambos lados del Guadiana, con lo que se demuestra que la cultura no entiende de fronteras”. Así, ha insistido en el “ámbito de convivencia a partir del contrabando” que surgió entre Alcoutim y Sanlúcar de Guadiana y que dio lugar a un “espacio de encuentro en el que la cultura sigue siendo un potente motor de desarrollo social y económico”.

El viceconsejero de Cultura ha resaltado la restauración del castillo de San Marcos de Sanlúcar de Guadiana, “donde la Junta ha invertido más de 2,6 millones a través del Plan de Arquitectura Defensiva”, como muestra de que “nuestros tesoros patrimoniales son una oportunidad de progreso”.

En la inauguración, Romero estuvo acompañado por el alcalde de Sanlúcar de Guadiana, José María Pérez; y por la vicepresidenta de la Diputación de Huelva, María Eugenia Limón; así como por el Ministro do Planeamento portugués, Nelson de Souza; la secretaria de Estado de Cultura, Ângela Ferreira; y el alcalde de Alcoutim, Osvaldo dos Santos; representando a Portugal.

El Festival de Contrabando rinde tributo, por tercer año, al contrabando como actividad que, a lo largo de la historia, fue importante para los pueblos fronterizos entre Huelva y Portugal, recreando a ambas orillas del Guadiana un escenario ambientado en los años treinta del siglo pasado y ofreciendo una amplia oferta cultural de actividades artísticas y escénicas.

Así, el evento -que se desarrollará hasta el domingo 31- pone en valor la economía local, el patrimonio histórico y los saberes tradicionales mediante iniciativas culturales como el mercado de época, el devenir de personales ambientados en los años treinta, representaciones folclóricas y etnográficas, teatros callejeros, así como el paso entre ambos países por el puente flotante, principal atractivo del evento.

El Festival de Contrabando está apoyado por la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía y por la Diputación de Huelva, en la parte española, y por el Programa 365 Algarve y las secretarias de Estado de Cultura y Turismo y por la Región de Turismo del Algarve, en la parte lusa.